miércoles, 15 de agosto de 2007

¿Asunción es lo mismo que ascensión?

Ya van varias personas que me preguntan esto mismo. Pues no, asunción y ascensión no es lo mismo ni léxicamente, ni teológicamente -en el catolicismo-, ni por supuesto como antropónimo.
Etimológicamente, ascensión es el nominal de ascender (latín: ascendere, subir). Asunción es el nominal de asumir (latín: assumere, atraer). Como puede verse, aunque los dos son deverbales de movimiento, son diferentes en el origen del mismo.
La teología católica difundió los términos a partir de las diferencias de Jesús y su madre al llegar al cielo. Según la mitología católica, Jesús asciende porque por su naturaleza de dios está capacitado para realizar este prodigio. Sin embargo, María, su madre, experimenta una asunción ya que como humana no es capaz de obrar el prodigio, sino que es el dios el que lo obra para ella (la atrae hacia sí, la asume). Estos dos hechos dan lugar a dos antropónimos que en España suelen ser aplicados ambos a mujeres: Ascensión y Asunción. Este último, además, tiene uno más derivado del participio fuerte pasivo, Asunta (o Asumpta y Assumpta), que significa literalmente, asumida. En este último se ve más claramente la diferencia entre la agentividad de ascensión y la pasividad de assumpta.
¿Y María de la O?¿Es lo mismo que Esperanza?
Bueno, eso ya lo veremos... en su día.
Felicidades a las Asunción, que hoy es el suyo.